Salvamanteles de papel vs salvamanteles sintéticos

Este es el dilema con el que se enfrentan los propietarios de los más prestigiosos negocios dedicados a la hostelería ya a la restauración. Lo vemos constantemente, en las diferentes reuniones que previas a las compras sostenemos en nuestras oficinas con los clientes interesados en este producto.

La cuestión a la que se enfrentan a la hora de decidir, involucra muchos aspectos a considerar y previos a la compras, nuestro equipo de expertos despeja sus dudas a partir algunas variables a tomar en cuenta, entre ellas, el público al que se dirige, porque no de ninguna forma lo mismo, trabajar con una carta de degustación que de comida rápida.

Todo varía en estos dos casos, desde la disposición de las mesas, hasta la manera de atención y con ello, estos elementos que además se presentan como elementos decorativos y además de cuidado el mobiliario.

Los salvamanteles, sean desechables o sintéticos ofrecen ventajas innegables, por ello, si lo que necesitas es velocidad e inmediatez en el montaje y desmontaje de las mesas, la opción ideal será decantarte por los desechables, hechos en papel, en los que además podrás exponer impreso a color y a ambas caras, información de índole corporativo como el nombre del local, dirección web, horario de atención al público y hasta juegos en el reverso para entretener a los más pequeños.

Si por ejemplo sirves tu propuesta gastronómica en un restaurante al más puro estilo del Bistro, será mejor elegir un salvamanteles un poco más elegante, duradero y contundente, estos por supuesto son los elaborados en material sintético, o en cartulina de 350 grados, los cuales podrás reforzar si lo deseas incluyendo un glasofonado brillo o mate a una cara que les constituirá en dispositivos muy resistentes al uso.

De esta manera contarás con la garantía de poner en tus mesas un soporte elegante, enteramente corporativo, lleno de vida y sobrio según sea tu deseo de abrirte a un mercado determinado. No te adelantes, y mucho menos improvises. Nuestro consejo, por la experiencia que nos respalda en más diez años gira en torno al análisis previo de tu espacio, de la cantidad de comensales que al día recibes y el estilo de clientes al que atiendes.

Si se trata de público joven, dinámico con ansias de disfrutar, pero del mismo modo permanecer poco tiempo en tu local, pues apunta hacia los desechables, si por el contrario quienes acuden a tu negocio ostentan un perfil mucho más clásico, pues entonces, creemos que sin duda debes considerar la versión sintética de los salvamanteles, y disponer de un soporte a la altura de la circunstancia y de quienes se sentarán a degustar e los platos de tu carta y quizá alargar la velada al calor de una botella de vino.

En lo que a calidad se refiere no habrá dudas, porque ambas constituyen elementos garantizados, claro está, según su naturaleza. Consulta, y antes de pasar a taller haremos que con tus manos compruebes que te llevarás garantía en materia prima, corte e impresión, para brindar atención totalmente especializada, sin dejar de lado ningún detalle en la atención para con tu distinguida clientela.

Compartir...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *